[sc:"SinglePostTopAdsense"]

Una gata tricolor que fue jefa de una estación de tren recibió el homenaje de todo un pueblo en su funeral, en donde fue honrada como diosa.tama

Tama fue nombrada en el 2007 jefe de estación de Kishi, en el oeste de Japón. Con su chaqueta y su sombrero hechos a medida, se sentaba tranquila en el control de billetes, recibiendo y despidiendo a los pasajeros. No tardó en atraer turistas y ganar fama internacional, lo que ayudó a la empresa de tren y a la economía local.

El presidente de Wakayama Electric Railway, Mitsunobu Kojima, dio las gracias al felino por sus logros, y dijo que sería incorporada a un santuario de gatos cercano en breve. Más de 3.000 personas concurrieron a la ceremonia de Tama, quien falleció producto de un paro cardíaco.

tren tama

La historia
Antes de la llegada de Tama, la línea local de Kishigawa estaba casi en bancarrota, y la estación no tenía personal porque había perdido a su último empleado.

Al principio, dijo Kojima, nombrar a Tama jefe de estación era una excusa para que la gata pudiera quedarse en el lugar.

“Pero de verdad hacía su trabajo”, afirmó. El resto, dijo, fue un milagro, y la historia de éxito dio esperanza a docenas de pequeñas líneas ferroviarias pequeñas.

El presidente de la compañía estimó que el felino contribuyó con unos 1.100 millones de yenes (unos 8,9 millones de dólares) a la economía local.

Le sucederá otra gata multicolor, Nitama, que ahora es aprendiz de jefe de estación.

[sc:"SinglePostBottomAdsense"]